Home » Coaching, Pensamiento positivo, PNL

¿Sirve la Autoayuda o es un bulo?

12 May 2009 1,594 views 55 Comments

anundandoteHe necesitado unas horas para recuperarme del impacto recibido tras leer la entrevista publicada en la Contra a Michela Marzano, que según sus propias palabras investiga la pornografía, el ´management´ y el ´coaching´ en el CNRS  (Centre National de la Recherche Scientifique). Empezaré citando sus propias palabras reseñadas por el propio entrevistador: Marzano deconstruye e iguala el lenguaje de la pornografía y la autoayuda: “Ambos se basan en fomentar la ilusión de libertad individual para enmascarar la explotación colectiva”.

Esta primera frase ya es en sí misma un peligro: si alguien quiere destruir las posibles falacias y demagogias que se  encuentran en la autoayuda lo primero que debería hacer es no ser ella misma demagógica, que es lo que hace cuando compara la pornografía con la autoayuda. Estas palabras nos dan una idea de su posicionamiento al respecto. Vayamos no obstante por partes e intentaré no extenderme demasiado.

Primeras frases:

Vivimos el mejor momento para desenmascarar la impostura de los libros de management personal, autoayuda, coaching…

Aquí encontramos un primer error de partida: poner todas las disciplinas en el mismo saco. Me parece un mal comienzo pero vamos a continuar.

¿Por qué ahora?

Las crisis ponen en evidencia que si quieres no siempre puedes, porque, por mucho que quieras, no lograrás nada si antes no desvelamos que las reglas del juego de la economía son tramposas, producen desigualdad y nos penalizan a la mayoría.

Es posible que haya situaciones en que lo que está sucediendo externamente sea superior a tus propios recursos o capacidades. No podemos negar que estamos en un sistema injusto. pero la equivalencia entre la primera parte de la frase ( a veces no se puede) y la segunda ( culpa del sistema) me parece por decir lo suavemente un poco demasiado atrevida. Sigamos con otras perlas:

No veo nada malo en autoayudarte. (comenta el entrevistador)

Es perverso hacerte creer que todo lo que te sale mal es culpa tuya y debes mejorarlo y que, en cambio, las reglas del juego establecido por una minoría en su provecho no necesitan ninguna mejora.

No sé dónde esta señora habrá leído eso, pero en  casi ningún libro de autoayuda se te culpa de nada. En algunos se habla de responsabilidad, en el sentido de que es adecuado tomar la responsabilidad de tu vida, que creo que siempre será una mejor actitud que echar la culpa de todo lo que te pasa sistemáticamente a los demás. Ya he dicho antes que el sistema no es justo pero culpar de todas tus desgracias al sistema,  quitarte de encima cualquier responsabilidad,  me parece una actitud propia de adolescentes.

Algunos de esos libros son divertidos (comenta el entrevistador)

Pero la ideología que los alimenta no: lleva a pensar, por ejemplo, que si hoy estás en el paro, es porque no deseaste el éxito lo suficiente ni te esforzaste. No sólo eres un perdedor y un fracasado sino que encima es culpa tuya y eso exculpa, de paso, a todos los demás responsables de tu paro.

Antes había perdedores simpáticos. (comenta el entrevistador)

Hoy esa superchería del autocrecimiento lo impide: si eres un perdedor es porque también eres un vago que no se ha molestado en automejorarse. Antes el sistema era paternalista: había un amo del que emanaban en cada momento todas las órdenes que todos cumplían y si las cosas iban mal, también se preocupaba y ocupaba de los suyos…

En fin, no quiero poner toda la entrevista y tener que comentar párrafo por párrafo porque resultaría demasiado largo y tedioso. Creo que insiste demasiado en el término culpa que apenas es usado en la clase de libros de los que ella habla. Estoy de acuerdo en que muchos de los libros del género autoayuda, incluso algunos de los de más éxito, tienden excesivamente a la simplificación y que otorgan posibilidades a las personas tal vez excesivas porque a veces las circunstancias externas te impiden realizar aquello que tú quieres.

Pero de ahí a cargarse no sólo el género de la autoayuda, si no el del management,el coaching, la PNL, la terapia breve y otros métodos de intervención terapéutica hay un gran paso. No sé qué razones le llevan hacerlo, tal vez el desconocimiento, tal vez una mala interpretación o el deseo de crear polémica.

Las diferentes escuelas terapéuticas y muchos libros de autoayuda han ayudado a muchísima gente a sentirse mejor consigo misma, a creer más en sus posibilidades, a sentirse más seguras, a ser capaces de encarar la vida de otra manera. Incluso hay personas que han decidido cambiar su forma de vida, se han atrevido a dar un vuelco y llevar existencias más placenteras ( no  siempre ligadas al trabajo como ella supone).

Todo esto no cambia, como ya he dicho en muchos otros post, que otro mundo es posible y hay que luchar por mejorarlo. Pero creo que las personas con  recursos, las que se conocen mejor, las que han hecho eso que tanta gracia le hace  esa señora, del crecimiento personal, están seguramente mejor preparadas y más predispuestas que muchas otras. Por lo menos han tenido la inquietud de conocerse a sí mismas e intentar cambiar aquello que no les gusta. Y eso es mucho más de lo que hacen muchas personas (y generalizo, ya se que no son todas) que tal vez no hayan leído en su vida un libro de autoayuda o hayan acudido a hacer un proceso de Coaching o un curso de crecimiento personal.

Los extremos se tocan y tan mala es la fe ciega en la autoayuda como su rechazo total. Son dos caras de la misma moneda: un mapa mental inflexible.

¿  Crees que tu vida es responsabilidad tuya o prefieres culpar de  todo lo que te sucede a los demás? ¿Te ha servido alguna vez un libro de autoayuda?

Mertxe Pasamontes


Si quieres puedes subscribirte al podcast de manera gratuita a través de Itunes: id409099656

Si te ha interesado este post, puedes recibir los que escriba nuevos en tu correo o en tu lector de Feeds. En la manzanita del margen superior derecho encontrarás la opción de suscribirte por e-mail o RSS.

55 comentarios »

  • neokrisys said:

    Buenas Mertxe, muy buen post, la verdad es que no comparto la posición del tipejo este, me parece que es demasiado radical…

    Yo creo que el género que llamamos de “autoayuda” está lleno de libros/métodos/etc muy interesantes y que en muchos casos pueden llegar a favorecer la mejora personal y el aumento del éxito personal.

    Creo que este personaje está haciendo una interpretación centrada exclusivamente en la vida profesional… y además creo que de un modo bastante sesgado…

    Por otro lado, no es oro todo lo que reluce y todos sabemos que, como en todos los sectores, hay mucho cantamañanas y mucho listillo…

    un saludo!

  • Pedro said:

    Buenos días de nuevo, Mertxe, y felicidades por tu réplica. Creo seriamente que l@s señor@s de “La Contra” de La Vanguardia harían muy bien en tenerte en cuenta a la hora de contraponer tu personal punto de vista al de la Sra. Marzano.
    Porque aunque en algunas cuestiones da en el clavo (“El Secreto” es un panfleto capitalista, por ejemplo, excesivamente obsesionado en el éxito y en el dinero), en otras es demasiado radical y generaliza hasta el absurdo.
    Resumiendo: el mundo que nos rodea y nuestro Yo son dos realidades que pueden o no amoldarse y cambiarse. De ahí a creer que la culpa es siempre de los demás, o que la auto-ayuda es imposible y/o negativa…
    Ya para terminar, una “verdad”, y lo digo por experiencia: hay mucho psicólog@ y “coaching” de boquilla (¡l@s hay sin ética!), y quizás ésa es la razón por la cual ésta señora no deja títere con cabeza.
    Saludos cordiales!.

  • mertxepasamontes (author) said:

    Gracias a los dos por vuestros comentarios.
    En cuanto a lo que tú comentas Pedro realmente das en el clavo. Un ejemplo es el libro El Secreto, del que yo he hecho varios cursos. Cuando la gente asiste un curso de este tipo quiere oír lo que dicen los llamados ” expertos de la ley de atracción” ( no citaré nombres para no crear problemas), pero no quieren oír la verdad. Cuando yo he explicado la verdad, para qué sirve el libro realmente ( y creo que tiene sus virtudes y se pueden aprovechar) y para que no, mucha gente salga decepcionada.

    En la autoayuda hay de todo, como en el coaching y en otras profesiones. Y el tiempo pone cada cual en su sitio…

  • Tomás Pardellas said:

    Un buen artículo Mertxe. Parece, en lenguaje muy coloquial, que el día de la entrevista estaba muy ‘rebotada’ o ‘quemada’ :-)
    Se ha ido al extremo. Yo he visto, ya sea libro o terapias personales, como ayuda, y se necesita a veces un apoyo externo de ánimo para seguir avanzando.
    Y no sé que ve de malo en motivar o auto-motivarse con las palabras de un libro o de una persona.
    Lo comparo cuando hablas con un padre, amigo que respetas, que por experiencia vital, te puede ayudar en un problema personal, o te escucha o da ánimos en un momento de la vida.
    Y como todo, hay psicólogos, expertos, buenos y malos. O libros. Hay que leer, escuchar, y se aprende a elegir lo mejor :-)

    Saludos !!

  • Rafael Arbide said:

    A mi no me gusta nada que alguien “imponga” sus ideas en base a la falta de conocimiento de los demás. Más cuando lo que está haciendo es utilizando un factor diferenciador del resto, como este, simplemente para vender. ¿Lenguaje de pornografía y autoayuda? Habría que ver que entiende por lenguaje de pornografía. Está tratando de “llevarse” un sector de público donde asentar su mercado. No es una entrevista, es simple publicidad. Podría ser publicidad engañosa.

    Otra. La autoayuda existe desde el momento en que nos preocupamos por nosotros mismos. Incluso sin necesidad de comprar un libro. Muchas veces su compra es una herramienta o ejercicio, y su lectura un dejarte conducir en tu propio examen de conciencia. Y visto la falta de tiempo, y que se suele leer de aquella forma, si es simple y divertido, tal vez, mejor.

  • Antoni said:

    Yo también te felicito.
    El tema de la “responsabilidad” es el tema que más me interesa desde un perspectiva de gobernabilidad democrática y compromiso personal. Personas más responsables (dueñas de su destino, “empoderadas”…) serán las determinantes para una sociedad más justa.
    Me gustaría trabajar más la relación de “mejor persona = mejor sociedad”.
    Estoy convencido que la mejor manera de defender el estado del bienestar es aportar por una sociedad de la responsabilidad. Estoy escribiendo sobre ello.
    Muchas gracias por tu trabajo.
    Nos abres perspectivas.

  • enerby said:

    Aunque son dos cosas muy diferentes, no creo que la pornografía deba ser considerada comoalgo peyorativo.

    Estoy de acuerdo en que hacer un símil auto ayuda-pornografía no es lo mas adecuado. Pero las dos son maneras de hacer crecer distintas facetas de una persona, la emocional-psicológica y la sexual y no veo nada malo en ello. Cuando mas feliz eres mas crecen esas facetas.

    Por otro lado estoy de acuerdo en Marzano utiliza un discurso demagógico para no asumir responsabilidades. Aunque existan factores externos que te impidan hacer aquello que deseas, sólo puedes trabajar aquello que está en tu mano mejorar. Así que no sirve de nada quejarse de algo en lo que no puedes intervenir aunque sea responsable de tu situación.

  • Eva Snijders said:

    Hola Mertxe,

    Te felicito por tu artículo (y por tu capacidad de contención).

    He tratado de averiguar qué es lo que vende la señora Manzano en un intento de comprender para qué cae en tanta descalificación y falta de respeto. De momento, no tengo respuesta.

    Está claro que queriendo o sin querer, la investigadora se retrata a si misma como alguien que cree en un mundo donde cohabitan culpables y víctimas. Un lugar donde “a uno le engañan” y le causan todo tipo de males (cita el sentimiento de culpa y hasta la depresión). Y yo me alegra mucho de no vivir en ese mundo suyo.

    Me sumo a tu propuesta de asumir la responsabilidad sobre nuestras vidas. No podemos cambiar las cosas que nos pasan. Lo que sí podemos modificar es nuestra actitud ante ellas.

    Un abrazo,
    Eva

  • alredol said:

    Vaya, buscando una forma de ponerme en contacto con Marzano parece que he entrado en una guarida de meliqueros.

    Es obvio que Marzano no consigue usar una veta fluida entre lo pornográfico y la industria del autodesarrollo y la ideología de la responsabilidad individual. Y es también obvio que la contrapartida al culto del autodesarrollo es la del Estado nodriza, la dependencia y los reduccionismos que echan la culpa a algo o alguien.

    Y sin embargo por trabada que esté la entrevista no he leido nada que se acerque a una llagas central de nuestra cyber-sociedad: montones de gente que están siendo manipuladas y explotadas por el poder con estas ideas de autogestión, desarrollo personal, free-lance, autonomía y libertad etc, hasta el punto de hacerles olvidar de sus derechos humanos fundamentales. Y de eso yo tengo dolorosísima evidencia empírica.

  • nick said:

    Es necesario un diálogo abierto y franco. Tenemos la responsabilidad moral de recuperar el equilibrio.Por favor,hagamos que prevalezca el sentido común.

  • Nacho said:

    Mientras la culpa sea de otro, no saborearás la libertad. No serás capaz de emanciparte de un estado que te da de comer y se retroalimenta de ello. Marzano es de los que no creen en la libertad individual, y cómo todos ellos viven de lujo vendiendo panfletos.

    Muy buena réplica.
    Un saludo.

  • Carolus said:

    Aquí os dejo abrir un e-libro muy útil para que lo miréis, se llama El Gran Juego, de C. Martín Pérez.

    http://www.personal.able.es/cm.perez/comentarioslibros.html
    http://www.personal.able.es/cm.perez/Extracto_de_EL_GRAN_JUEGO.pdf

    Se trata de un libro de estrategia, ya sea política, militar o de marketing, pues inclusive en la actualidad se dice que emplea en las carreras de empresariales o derecho. Con lo que veas se puede practicar mucho sobre estrategias, autocontrol, PNL, lenguaje verbal y corporal, liderazgo, seducción, manipulación, persuasión y lucha por el poder.

    Saludos.

  • Merche said:

    Aun estoy en estado de choc, al leer lo que esta señora Michela Manzano a llegado a decir sobre estos temas tan serios,ósea que ni las técnicas terapéuticas, ni el coaching, nada sirve de nada.
    Tengo la suerte de haber leído mucho y de toda clase de temas ,podría hacer como ella ponerlos todos en paella y hacer un buen arroz,,,
    Es penoso que hagan entrevistas y publiquen a ciertas personas que parece que no saben de que hablan,,es como si me hiciesen a mi,,una entrevista.

  • Té la mà Maria said:

    un verdadero placer entrar a leer tus escritos
    son un placer para los ojos i el intelecto
    un abrazo

  • Jordi Perez said:

    Mi experiencia con este tipo de libros es muy positiva.

    He leido +de 4 veces quien se ha llevado mi queso, y en cada ocasion el mensaje de la historia ha tenido un matiz diferente. La moraleja del libro es diferente para cada momento de tu vida, en funcion de tu realidad y tus circumstancias. Solo por eso, este libro tiene un sentido magico. Te lo haces mas tuyo q, por ejemplo, una novela o un ensayo.

    Otro libro q guardo con especial estima es La Bruixola interior, de Alex Rovira. Fue el libro q motivo un cambio global en mi vida. Me lanzo a cambios profundos en mi vida y en mi manera de afrontarla. Me lance a emprender, por ejemplo.

    Los libros de autoayuda te autoayudaran si estas dispuesto a personalizar su mensaje a tu realidad y a tu vida. Con esto me refiero a q si no necesitas ayuda sobre el tema del libro, su lectura te sera efimera, una chorrada. Algo evidentemente logico q no tiene ningun misterio para ti, por lo q no te ayudara.

    La pregunta del millon: la señora esa, habia cagado ese dia?? :D

    Salut!
    Jordi

  • Alredol said:

    De lo que se trata no es de decidir si la “autoayuda”, el desarrollo personal, la autogestion profesional, la terapia o la gimnasia puede o no ayudar a alguien, que a veces lo hará y otras no, si no de que tales actividades, libros etc son parte de un extensivo aparato ideologico y gestor de ejercicio del poder.
    Los hechos apuntan a que el barullo en la externalización de actividades económicas, subcontratación, derivativos, castración de sindicatos, degradación de la representatividad democrática y la manipulación de ideas de “responsabilidad” “libertad”, “free-lance”, “oportunidades” etc es un fenomeno amplio. Y capaz de usar los mismos mecanismos que antes hacía la religión para culpar a la victima, engañar al idealista, desproteger al vulnerable,eludir derechos fundamentales y esconder al poderoso detrás de un discurso de “emancipación”.
    Marzano comete errores, pero preguntarse si “ha cagado” hoy, hablar de “discursos demagógicos”, y eso después de una sola entrevista, refuerza la idea de que ella pone el dedo en la llaga: hay mucho “humo” en todo el tema de “autoayuda” y aunque algunos les guste bailar en él otros se asfixian o queman en el fuego que lo produce.

  • Jordi Pérez said:

    Quisiera puntualizar la expresión grosera que he usado en mi comentario anterior.

    En mi círculo familiar, en argot, cuando alguien está de un mail humor ácido, sin justificación aparente, y muy refunfuñón, le preguntamos si “has cagado hoy??”.

    Quería aclarar este punto de mi comentario, porque puedo entender que esté fuera de lugar esa desafortunada frase, o que alguien la pueda entender de un modo no deseado.

    Saludos
    Jordi

  • mertxepasamontes (author) said:

    Claro y la culpa de como funciona el sistema la tiene la autoayuda! Y la terapia y el coaching!
    Hay mucho humo detrás de la autoayuda, creo que eso nadie lo ha negado. Pero también hay mucho humo detrás de discursos pseudomarxistas y posmodernos!

    Y lo que no se puede hacer es PONER TODO EN EL MISMO SACO. Y de esa opinión no me voy a bajar en ningún momento, pues para mi es la base errónea de la entrevista y la que la descalifica como opinión autorizada. Que separe y llame a cada cosa por su nombre y entonces nos empezaremos a entender.

  • Yoddah said:

    Bueno, yo creo que ni muy muy, ni tan tan.

    Sí que es cierto que los libros de autoayuda no dicen lo que dice la sra esa, pero también es cierto, que aunque no se diga, implicitamente sí que es algo así como “no quiero que te vistas pero ahí tienes la ropa”.

    Por ejemplo, si te cuentan que el éxito lo consigue el que toma la iniciativa y todo eso, implicitamente el receptor puede pensar que su fracaso es debido a no haberla tomado.

    Solo eso.

  • mertxepasamontes (author) said:

    Totalmente de acuerdo contigo.

    Pero eso no es lo mismo que meter todas las disciplinas en el mismo saco y todos los tipos de ayuda también.

  • Yoddah said:

    Pues sí. Deacuerdo contigo tambien.

  • Sergio Rosillo said:

    Sólo un comentario muy breve respecto a las preguntas que sugieres al final de tu post.
    Nuestra vida al desarrollarse dentro de estructuras sociales no depende en su totalidad de nuestras acciones, ya que éstas se ven condicionadas por factores externos (aunque si bien creados por nosotros) que al final marcan tanto nuestra disposición social, como nuestro capital simbólico y cultural. Decir lo contrario sería olvidar una de las normas básicas de funcionamiento de las dinámicas sociales. Si te interesa el tema puedes consultar a P. Bourdieu por ejemplo, o cualquier material que se refiera al constructivismo social.
    Respecto a la utilidad de los libros de autoayuda, creo que pueden servir de manera orientativa y para casos concretos de, digamos lo así, autogestión de nuestras capacidades, pero deben estar realizados por verdaderos profesionales, que tengan en cuenta las múltiples implicaciones tanto en su trabajo como en/de sus efectos.

  • mertxepasamontes (author) said:

    Totalmente de acuerdo Sergio y muy bien puntualizado. Conozco bastante el tema del Constructivismo por Antropología social y etnografía, materias que he cursado en la carrera de Humanidades.
    Y pienso igal que tú: la realidad social (así como la física) nos pone unos límites y condicionantes. pero nosotros también tenemos un margen considerables de actuación (en países en la onda democrática, no he hablado en ningún momento del resto),

    Y también creo que la autoayuda debería ser escrita por profesionales de contrastada solvencia y no por oportunistas, que los hay, y muchos.

  • Sergio Rosillo said:

    Es cierto lo que dices respecto al margen de actuación que tenemos, es más, quiero pensar que es un margen amplio, por aquello de huir del determinismo aunque, para mi, lo ideal sería dotar de sentido, no sólo en un plano individual, nuestras acciones. Creo que hacernos cargo de éstas es fundamental par conseguir cosas, como el éxito, la felicidad, o la plenitud del tipo que sean. Pero no dejar de ser igualmente importante, a pesar de terriblemente olvidado, el hecho que estas acciones además deberíamos cargarlas de un sentido y responsabilidad social, para que puedan fomentar sistemas sociales amigables.
    Igual necesitamos cierto tipo de coaching social…
    Un saludo

  • Sergio Rosillo said:

    Estoy completamente de acuerdo contigo respecto al tema del empoderamiento y la responsabilidad.
    Sin darme cuenta he dejado un comentario hace unos minutos y hacía alusión a temas que sugieres tu también,lo cual es una agradable coincidencia.
    Si te apetece puedes echar un vistazo a un post que escribí no hace mucho sobre Responsabilidad Social de la Innovación (RSi)
    en http:77sociologiaeinnovacion.blogspot.com
    Un saludo.

  • Carles said:

    Hola a todos,
    no soy habitual a este tipo de foros pero, afortunadamente, de vez en cuando descubres a personajes y vidas muy interesantes de los cuales quieres saber más y con Michela Marzano me ha sucedido esto precisamente.
    Sin ánimo de ofender a nadie del foro ni a la propietaria del blog, creo que estáis realizando un análisis de la entrevista injusto y como psicólogos que sois (supongo que la mayoría de vosotros) entiendo que estéis molestos porque alguien como Michela Marzano (Merxe, has olvidado de su currículum que es Doctora en filosofía de la Scuola normale superiore de Pisa, especializada en moral y política). El campo de la Autoayuda es para muchos de vosotros una fuente de pingues beneficios económicos y entiendo que no os gusten sus reflexiones y estudios ya que perjudican mucho vuestros intereses económicos y profesionales y como comprenderéis me otorga el beneficio de la duda acerca de la objetividad de vuestros análisis. Los trabajadores que hemos visto muy de cerca estas técnicas psicológicas tan diferentes y variopintas sabemos perfectamente que representa, a quien representa y que resultados esperan de ti una vez interiorizadas. Este tipo de formaciones, charlas, cursos o seminarios normalmente te los paga quien te paga el salario y tiene muchas veces puestas en ti todas sus esperanzas de crecimiento o rendimiento para lograr sus planes (objetivos). Es enriquecedor beber de muchas fuentes para poder hacer un mosaico claro de las realidades existentes en nuestra sociedad y con ello extraer nosotros mismos las conclusiones, es por ello que agradezco la publicación de la contraportada de la vanguardia, es la pluralidad en estado puro y se agradece de vez en cuando una pequeña parcela a la filosofia. En todo caso respeto vuestras opiniones ya que también de alguna manera me han enriquecido de algún modo.

    Saludos para todos

  • mertxepasamontes (author) said:

    ES un placer Carles que comentes y expreses tu opinión, aunque no coincida totalmente con la mía. Pero si en parte.
    Llevo dos días intentando explicar que para mi, el error más grande es mezclar en un mismo saco todas la corrientes. Como psicóloga que soy, te puedo asegurar que soy la primera interesada en que triunfe la versión más científica y comprobada (que no es la de los libros de autoayada de más éxito, que además no suelen estar escritos por psicólogos).
    La señora Marzano podrá ser fiósofa, pero eso no le da automáticamente la auctoritas, también puede tenr puntos de vista equivocados.
    Tengo algunos conocimientos en materia de filosofía (estoy a punto de licenciarme en Humanidades) y te puedo decir que hay corrientes y visiones de todo tipo, pero que en estos temas se meten poco. Eso no es óbice, para que muchos pensadores “de izquierda” estén de acuerdo con aspectos que esta señora derriba (a pesar de su aire izquierdista).

    Yo lo que defiendo en este Blog es una psicología divulgativa, que ayude a las personas del modo que estas lo necesiten (no sirviendo a intereses particulares de nadie).

    Y la mayoría de comentarios de esta entrada, no son de psicólogos (no sea si hay uno), sino las experiencias personales de los que han hecho los comentarios.

  • Alredol said:

    Ah!

  • Alredol said:

    De paso yo no soy un psicologo, soy cuatro en tanto que tengo cuatro títulos de prestigio( y más de menos ) de la psicoindustria internacional. Pero hablo ya como jubilado, contemplando mis experiencias profesionales y personales.

    Me parece bien que la gente se gane la vida responsablemente como pueda. Si lo que Marzano hace es una crítica frontal a los practicantes de la psicoindustria (menciona también al psicoanalisis y los antidepresivos)y solo eso, me parece una equivocación. Si lo que hace es criticar una forma de pensar muy frecuente en la “autoayuda”, las terapias etc pero NO excluyente ni exclusiva en y de estas psico-actividades entonces Marzano tiene mucho merito: Lo que propondría es la extensión de un engaño que permite la estabilidad del poder y causa explotación, mucha misería y hasta la muerte. Esto en el area de lo “terapeutico” y fuera de ella en todo tipo de actividades profesionales e incluso en el “público asistente” .
    Y esto lo derivo yo no de pseudomarxismos u otras nociones inventadas para desacreditar al oponente si no de propia experiencia, incluidas autoayudas, y demás equipo. Uno se puede en parte liberar de las inhibiciones y lios internalizados en el pasado pero nunca de las estructuras del poder presente y, cuando confundiendo las dos cosas, más pienses que lo has hecho más trágico podría ser tu error.

    Por cierto me gustaría ponerme en contacto con ella. ¡Hay aquellos tiempos en que nos era fácil contactar a alguien cuya opinión admirabamos!. Hoy estos pensadores funcionan en medio de un mar de medios de comunicación y sin embargo aislados del público al que quieren impresionar. Esta seria mi principal crítica de las “marzanos” de éste mundo, y por eso no se puede uno de fiar de ellas por acertadas que parezcan sus opiniones. No más que de la “autoayuda”.

  • mertxepasamontes (author) said:

    Muy acertado tu comentario y la distinción. Es posible que los “defectos teóricos” de Marzano, sean una consecuencia de la brevedad de la entrevista e incluso del “extracto” elegido. Las intenciones periodísticas no son siempre las mismas que las que tiene los entrevistados.

  • Yoriento said:

    Debate de gran calidad el que se está produciendo sobre la autoayuda en nuestros blogs, Mertxe. Hemos coincidido en torno a nuestra amiga Marzano, algo bueno ha tenido su reflexión :-)

    El problema en el ámbito de las ciencias sociales siempre es el mismo y tiene relación con la validez de sus prácticas y servicios. No dudo que alguien predispuesto, motivado y en el momento oportuno pueda leer un libro o recibir consejos iluminadores y cambiar su vida, pero eso no necesariamente es ciencia, simplemente son “cosas que pasan”. Muchas personas cambian sin necesidad de expertos, y mi abuelo también es un gran consejero pero no por ello es un profesional.

    Bajo las marcas coaching, autoayuda, etc. hay muchas cosas muy diferentes y de una calidad más que diversa. Por lo que he visto, a priori puedo decir que me siento cercano a la visión más o menos científica de Mertxe, pero este mundo está realmente muy malito y tenemos que ser un poco más rigurosos.

    Entiendo que los profesionales se ganen la vida como consideren oportuno y tenga una autoestima a prueba de bombas, pero lo que hacen debe ser evaluado y puesto a disposición de la comunidad científica. Si no es así, por favor, que hagan lo que quieran pero que no le llamen ciencia.

    Por no extenderme más os diré que creo que parte de la clave está en lo que dice nuestra anfitriona:

    “Yo lo que defiendo en este Blog es una psicología divulgativa, que ayude a las personas del modo que estas lo necesiten.”

    Pienso que la divulgación de consejos supuestamente médicos no es medicina, la astrología no es astronomía y la divulgación de consejos variopintos sobre cómo mejorar la vida tampoco es psicología de la buena necesariamente. Son sólo consejos y su valor es tan idiosincrático como la persona que los da.

    Ya leía tu blog (te tengo un enlace en el blogroll desde hace tiempo, supongo que lo habrás visto) pero ahora intentaré estar más en contacto :-)

    Un saludo a todos/as.

  • Yoriento said:

    Ah, pues no te había puesto enlace en mi blogroll aún, aunque te leía de vez en cuando. Pero bueno, ya lo he solucionado¡ :-)

  • Alredol said:

    Yoriento: esto de la “ciencia” para las estudios sociales y humanos es otro encule en la mayoría de los casos. Por ejemplo, que mejor sujeto de estudio para las ciencias positivas que los fármacos para ser estudiados científicamente? Pues la mayoría de los estudios están controlados y manipulados por los grandes laboratorios que han penetrado la FDA, el NEJoM etc y hasta influenciado el último Nobel de medicina. Las terapias conductuales y focales se supone que son más “medibles” que otras más “profundas”, y sin embargo aunque hay millones de estudios hay muy pocos de a medio/largo plazo que valgan el esfuerzo de leer el “abstract”. Si esto es así que te diré de la autoayuda y cosas así.

    El reduccionismo en ciencias sociales no ha producido más que idiotas pensionados. Lo que se requiere son dos cosas: 1- Normas y conductas profesionales y auditorias serias, no ciencia positivista que aplicada a estos temas es un bien establecido fraude.2- Humildad para que las ideologías herederas de los idealismos ( también decimonónicos ) no hagan creer a la gente que pueden cambiar radicalmente sus vidas, su relación con el poder o el mundo. De esto último quizá esté hablando la sra Marzano.

    El “Triunfo de lo Terapeútico” se escribió ya hace años, y hoy deberíamos saber, si no lo sabíamos entonces, que fué un triunfo cutre y para algunos muy trágico. Ha sido el triunfo de una plaga.

  • Por fin said:

    Me parece estupendo que POR FIN se empiecen a oir voces contra el negocio de la autoayuda, el coaching y las pseudoterapias. El 95% por cien, por lo menos, de esos libros no son más que psicología barata con algún toque de misticismo New Age, la mayoría escritos por personas que ni siquiera tienen la formación, la experiencia o la cultura necesarias para aconsejar a nadie. Y respecto a los cursillitos y similares, lo mismo. Pero han inundado las estanterías de librerías y quioscos, comiendo terreno a las demás disciplinas como la literatura o la filosofía y la psicología serias. Venden su basura simplista como si se tratara de una verdad revelada, que muchos lectores aceptan sin un atisbo de crítica.

    Hace unos meses tuve que realizar, obligada por mi empresa (una multinacional norteamericana… cómo no) un curso de “habilidades comunicativas”. El estúpido curso, impartido por una cateta que no hubiera podido entrar jamás en una universidad, se limitaba a repetir de forma machacona dos o tres conceptos simplones (y bastante inaplicables), con ejercicios ridículos incluidos. El curso duraba un total de 12 horas y costaba 2000 dólares (por persona, con un grupo de 15). ¡Toma negocio! 30.000 dólares en 12 horitas.

  • mertxepasamontes (author) said:

    Aisss, no me expliques eso que me pongo mala. los psicólogos, como otros profesionales evidentemente, hemos tenido que vivir en propias carnes todo tipo de intrusismos, que han hecho que la parte científica de nuestra disciplina se desvirtúe.

    Que lástima que los que contratan no se molesten un poco más en comprobar y contrastar los CV para diferenciar a los “catamañanas” de los verdaderos profesionales. Porque te aseguro, que se pueden dar cursos para mejorar la comunicación útiles, prácticos y divertidos.

    Y mejor no hablar de las editoriales y de lo que publican como autoayuda, que hay cada “bazofia”….

  • Por fin said:

    Efectivamente, Mertxe, hay una gran distancia entre un psicólogo formado y un cantamañanas. El problema es que el gran público no suele tener las herramientas para diferenciarlos, y de ahí viene una parte del problema. Y también hay un sector de psicólogos y psiquiatras mediáticos, a los que no les cuesta nada renunciar al rigor y la profesionalidad para fabricar un best-seller de autoayuda.

    La otra parte del problema es la necesidad cada vez mayor de la sociedad de soluciones “prêt-a-porter” para todos sus problemas. Una pildorita, o un “consejo milagroso”, o un “cursillito acelerado”, en fin, algo que cambie nuestras vidas de una vez para siempre con el mínimo esfuerzo… y si sabes venderlo, te forras. Hasta los políticos actuales están vendiendo eso: para solucionar la crisis, una ayudita por allí, una subvención por allá… pero ninguno se plantea una reforma en profundidad del sistema económico, nadie quiere poner freno a la economía especulativa que nos ha llevado al desastre. Ante semejante panorama, no es raro que muchas personas desilusionadas de la posibilidad de cambiar el sistema se refugien en la mejora personal, que no es malo en sí, pero sí lo es cuando se nos pretende hacer creer que todos los problemas los puede solucionar uno mismo, incluido el salario miserable que percibimos, la imposibilidad de encontrar una vivienda, la vuelta atrás en prestaciones sociales, sanitarias, educativas. La gente no protesta, la gente calla y se compra un libro para “aprender a pensar positivamente” que les haga creer que ser pobre y miserable es jauja y una gran oportunidad para “mejorar espiritualmente” o “desarrollar habilidades personales”, por ejemplo.

    No conozco a fondo lo que piensa Michela Marzano. Es posible que la entrevista no refleje en profundidad lo que piensa: en una entrevista corta y provocativa, como son las entrevistas de “La Contra”, es un poco lo que se busca, el impacto mediático. Pero dado que en “La Contra” abundan los frikis iluminados que pretenden revelarnos sus secretos para la felicidad perpetua y la iluminación espiritual, me parece estupendo que por fin aparezca alguien que de verdad lleve “la contra”. Y en todo caso, para derribar murallas, hay que tirar piedras muy gordas, y el negocio de la autoayuda ha edificado a su alrededor una muralla muy gruesa.

  • Alredol said:

    Pero vamos a ver en la entrevista como yo la entiendo Marzano no se centra en la psicología, la terapia o la autoayuda, como una actividad profesional. Ciertamente no es halogadora de esas actividades, pero tiendo a pensar que el fundamento de su crítica es que el Poder, económico, corporativo, institucional… usa hoy un método por el cual evita ser desfiado, con técnicas que culpan al ciudadano por no “ser mejor”, como si esto dependiera enteramente de él y no de sus relacciones económicas, corporativas etc. En tanto en cuanto uno puede ver facilmente que en muchas terapias, libros de autoayuda y psicologias hay un fuerte elemento de esta dinámica, tales tecnicas son parte de los metodos contemporáneos para la explotación y el abuso.

    Otra cosa es que haya individuos que tengan inhibiciones o síntomas clínicos que quieran acudir a profesionales, bien o mal formados, esto es otro tema,para solucionar esos problemas dentro de un encuadre profesional de co-responsabilidad.

    Y otra cosa es que lo opuesto de lo que dice Marzano: La estimulacion de la dependencia, la baja laboral, la pirula legal, la teleanestesia, el reduccionismo etc es decir el llevar al sujeto a la des-habilitación sea también frecuente dentro de esas relaciones de ayuda y fuera de ellas, y que el Poder sea perfectamente capaz de usar esto igual que su contrario, y esto ella parezca ignorarlo.

    Así pues profesionles que queriendo desde la humildad y los límites profesionales, ayudar sin des-habilitar al cliente/paciente etc pueden sentirse críticados injustamente por Marzano que esta usando esa dinámica para hacer una más ancha crítica del poder, pero causando algún daño colateral torpe, innecesario y contraproducente y sin ver otras contradictorias posiciones que el Poder también usa, según le convenga.

    Ha encendido un luz para nuestro entendimient Ni ella ni nosotros tenemos porque aceptar que por eso tenemos que apagar otras.

    Vaya rollo eh!

  • Por fin said:

    Nos olvidamos muchas veces de que “yo soy yo y mi circunstancia”. En determinados momentos la humanidad ha olvidado el yo, como en los tiempos de los movimientos revolucionarios más radicales, en los que se imponía la idea de que el individuo debía sacrificarse enteramente por la sociedad (el culto a héroes tipo Stakhanov) porque solo la sociedad podía satisfacer las necesidades del individuo… una satisfacción que se postponía “sine die”.

    Ahora se nos inculca la idea del “yo” ante todo: “todo depende de ti”, “no tienes más límites que los que tú te impongas”, “todas tus carencias son responsabilidad tuya y solo tu puedes solucionarlas”, “tu destino está en tus manos”… etc. Lo cierto es que el esfuerzo individual (el yo) es un factor de éxito (personal, profesional, o lo que sea). Sí, pero sólo un factor entre muchos otros. También hay otros factores que cuentan, la economía, nuestra clase social, la educación… y también la familia, el ADN y muchas cosas más (la circunstancia). Muchos libros de autoayuda olvidan completamente “la circunstancia”.

  • mertxepasamontes (author) said:

    Gracias por vuestros extensos comentarios,son buenos análisis de la situación. Es cierto que hay que mirar muchos matices y que la sra.Marzano ha encendido la mecha.
    Pero estaría bien que no volviera a quemar a los que ya estamos bastante “quemados”…..

  • Alredol said:

    Pues si alguien “se quema” porlo que le hicieron a “por fin” que arda, se lo merece, valiente mafia de sinvergüenzas. Y esto de los buenos y malos profesionales, el intrusismo etc necesitaría un hilo aparte. ¿quien dice lo que es un buen y un mal profesional? Lo que los psicologos tienen que hacer es definir su campo de acción a situaciones concretas, dentro de normas profesionales y contractuales definidas y con pertenencia a una asociación profesional, con un cómité ético y con un seguro por mala practica.

    Lo que hoy hacen muchos es que quieren intervenir en todo,y prohibir que el resto del mundo diga “hola” por intrusismo profesional. Se ven como los amos de la psique incluso cuando creen, y lo hacen muchos, que ésta no existe. Pensar va a ser pronto algo que requiera tomar un curso en “ciencias de la conducta” en la Universidad; y así ser madre, tener éxito, ir de vacaciones, curarte o no de un cancer, tener en tragedias, capturar o no criminales,juzgar cuando una alimaña está “curada”, vender productos caducados, ir al cielo, cruzar la calle a ciertas edades, ser bueno, etc etc serán objeto de la atención y exclusiva de esta gente que se contratarán al más bajo precio posible o se instalarán como gestores, directores o consultores…..

  • Por fin said:

    De acuerdo, Alredol. Mucho de lo que hay detrás de la autoayuda, de muchas terapias y crecimiento personal es el principio de “No pienses, que ya lo hago yo por ti, y así no te equivocas”. La mayor parte de esos libros… bueno, todos los que yo he visto, tienen el aire de haber sido escritos por un iluminado, que no nos permite pensar por nosotros mismos porque seguro que lo vamos a hacer mal.

    Sin embargo conozco a auténticos desequilibrados que son fruto de un empacho de libros de autoayuda y de terapias.

    Conocí a una mujer que tenía tres hijos. Uno de ellos alcohólico, la otra drogadicta, todos desequilibrados. Tenía una ex-pareja de la cual no podía soltar amarras y que la maltrataba física y psicológicamente. Según ella, incluso la había intentado envenenar. Esa mujer desgraciada era “psicoterapéuta bioenergética”.

    Otro caso: una chica que conocí, con despresiones más o menos crónicas. Empezó una terapia basada en la autohipnosis y las visualizaciones. Gracias a ella, descubrió su verdadera vocación en la vida: quería ser bailarina, dedicarse íntegramente al baile. Dejó su trabajo y su casa, y con algún dinero que tenía ahorrado se fue a estudiar a los EE.UU. Hasta aquí todo bien, si no fuera porque la chica estaba cerca de cumplir los 30 años. La edad en la que las bailarinas ya están pensando en retirarse. Volvió al cabo de un par de años, sin dinero, sin trabajo, y con la depresión más profunda de su vida.

    Otra: Una persona con baja autoestima y una madre dominante que empezó una psicoterapia, con una famosa psicóloga que escribía… libros de autoayuda y artículos en una revista de esas de “vida sana”. Luego se apuntó a tai-chi y empezó a hacer cursos intensivos de meditación en conventos y casas rurales: primero de fin de semana y luego de quince días. De ahí pasó a hacer cursillos de todo tipo de terapias: masajes, reiki… y de ahí a las “terapias” de tipo chamánico: imposición de manos, chakras, terapia con piedras. Ahora es “barquera de almas”. Vamos, que se cree que es medium y que tiene poderes para conducir almas perdidas. Conociéndola, con lo despistada que es, seguro que se ha dejado ya unas cuantas almas en la caja del supermercado. :) Bueno, me río por no llorar, porque antes éramos muy amigas, pero luego dejó de contestarme al teléfono… después de haber tenido una discusión en la que le cuestioné sus ideas y perdió los papeles. Recuerdo una de nuestras últimas conversaciones: le decía que estaba pasando una mala temporada. No me gustaba mi trabajo, y además me pagaban muy poco y tenía que hacer horas extras sin cobrar. Llevaba tiempo buscando otra cosa pero no había encontrado nada. Me respondió que lo que me pasaba era que no sabía “ver las cosas positivamente”.

    Y muchos casos similares… que no os cuento por no cansaros. Desgraciadamente, mi generación ha sido la mayor víctima de estas imposturas.

    Hace unos meses, otra amiga mía convencida de los poderes de la autoayuda me prestó un libro “de autoayuda para músicos”. (Arrastro desde joven la frustración de no haber sido una gran guitarrista.) Dicho libro pretendía convencer al lector de que todo el mundo es un genio y de que solo hay que convencerse de ello: para ello, solo había que escuchar el CD que llevaba incorporado, con música muy etérea, y una voz profunda que te daba instrucciones para relajarte, la culminación de las cuales era: y ahora, contemplando tu ser divino interior, repite en voz baja “soy un genio… soy un genio…. soy un genio”.

    Es lo que hay. Esta es la tónica general del “crecimiento personal”.

    La nota positiva… sí. Conozco a una persona que llevaba en baja permanente por depresiones y las ha superado después de un largo tratamiento psicoanalítico. Ha vuelto a estudiar y está ya pensando en volver a trabajar. No sé hasta que punto el psicoanálisis la habrá ayudado, pero me imagino que algo habrá tenido que ver… Pero claro, el psicoanálisis no se basa en cuatro consejos baratos a digerir rápidamente, sino en un trabajo largo y duro.

  • mertxepasamontes (author) said:

    La verdad es que no sé si contestar a esto porqué va a parecer que me hago autobombo, pero yo he realizado tratamientos psicológicos, apoyados con técnicas de PNl a personas que les han ido muy bien. Nunca he visto a nadie que en sesiones conmigo tomara (por mi intervención) decisiones tan radicales como las que cuentan.

    Algunos casos de los que cuentas, sin tener más datos ni querer entrar demasiado, tiene una psicopatología de base que no se ha tratado. Y de ahí a cualquier cosas sólo hay un paso…

    En fi, lo que decimos, que hay de todo….

  • Por fin said:

    Sí, claro, había una psicopatología de base. Pero la cuestión es que los “psicoterapeutas” a los que acudieron esas personas no supieron detectarlas o tratarlas, y más bien jugaron a venderles la moto de que podían superar todas sus frustraciones autoconvenciéndose de que no tenían límites. Vamos, lo de “soy un genio”. Pero uno no se convierte en un genio por mucho que se lo repita 100 veces al día. Será más bien cuestión de oportunidades educación temprana, antecedentes familiares, y quien sabe si ADN. Y ahí estamos… no saldrán muchos genios en ningún campo si las personas de familia obrera no tienen acceso a una buena educación porque la sociedad en que vivimos no se lo pone nada fácil, por ejemplo. Por eso también hay que luchar para que las cosas cambien en la sociedad y no engañar a la gente haciéndoles creer que todo depende de ellos.

  • Masacroso said:

    En verdad Michela Marzano tiene razón en todo lo que expones… se utiliza las necesidades de las personas para culpabilizarlas de todo… es una forma de fomentar el egoísmo (ojo, fíjense que digo egoísmo y no individualismo).

    Por otro lado la alusión a la pornografía debe entenderse en conetxto y no es, de ningún modo, una simplificación o generalización del tema.

    Por lo que veo se toman el texto de Marzano como algo personal… ya que choca de frente contra los valores de la redactora de este blog…, de eso, justamente, es de lo que habla Marzano: de valores, y sobretodo del más importante, el autovalor o autoestima, mediatizado para así sacar beneficio (como siempre ocurre). Ése es el sentido de toda MANIPULACIÓN, mediatizar la autoestima para así domianr a los sujetos. Saludos.

  • Tiempo de felicidad « Atrapando sueños said:

    [...] hablar un poco más sobre el concepto “tiempo” y su manejo. Lo mismo que me pasó con Marzano y el tema de la autoayuda (malentendido bajo mi punto de vista). Y cuando buscas algo, tu cerebro [...]

  • Rosa said:

    Me parece muy interesante este debate, casi más que la entrevista de la propia Marzano.
    Desde mi punto de vista, en este tema (como en la mayoría de cosas en la vida) no todo es blanco o negro, no existe una verdad absoluta, y todos teneis vuestra parte de razón y vuestra parte de equivocación.
    Mi humilde opinión es que, como apuntaban varias personas, el autoconocimiento y el crecimiento personal no es malo, es más, creo que bien utilizado, efectivamente aporta más bienestar a las personas y nos conduce a SER más libres (lo cual no beneficia para nada al actual sistema ultracapitalista).
    Luego, hay muchas maneras de aplicar erróneamente, digamos el método: cuando se habla de responsabilidad y no coresponsabilidad, cuando nos encontramos en una situación que no nos gusta pero nos es más fácil mirar hacia otro lado que resolver nuestros problemas (los casos que comentaban más arriba), cuando se utiliza teniendo solo fines materiales, y finalmente cuando se fomenta el individualismo al extremo.
    Por mi parte, he de decir que he leído bastantes libros de autoayuda y en general me gustan. Pero, como siempre, lo que hay que hacer es utilizar el sentido común, beneficiarnos del mensaje de fondo que puede ser muy válido, pero no perder nunca de vista la realidad.
    Un saludo a todos

  • juliocab said:

    No soy psicólogo pero por mis estudios Filología Hispánica algo conozco de deconstrucción -metodología de Marzano-, estructuralismo, posdmodernismo, etc.

    Dicho esto, no entiendo porqué se presupone que una investigadora de un centro de tanto prestigio como el CERSES sea de repente media mema. Aún con el extracto del periodista y esa “manipulación” insinuada… para mí tiene todo el sentido esa “manipulación”, como comentaba más arriba Masacroso, porque tengo un acercamiento a la “autoayuda” desde ese punto de vista. He leído unos cuantos libros “clásicos” de autoayuda. A mí no me resulta que eso que cuentan pueda ayudar realmente a nadie.

    Sin embargo, le tengo todo el reconocimiento a la psicología.

    En fin, un artículo súper interesante, y aún más el debate suscitado. Buena base para escribir el que tengo pensado. Y sí, entiendo que, desde una distancia, Marzano resulte radical en sus planteamientos, y quizás en la entrevista no tuvo lugar a explicarse con detenimiento. Con todo, no digo que tenga la verdad absoluta, pero sí que esa idea de su discurso se asemeja a mi perspectiva -sin ser, insisto, psicólogo, y tal vez eso me hace errar el juicio más de lo que pienso-.

    ¡Un saludo y enhorabuena por el artículo! ^_^

  • El Dr. House y la autoayuda « Atrapando sueños said:

    [...] Esta pregunta nos remite a los mapas mentales (el modelo del mundo que tenemos en nuestra cabeza) y a la efectividad o no, de la PNL y otras técnicas psicológicas. E incluso a la efectividad de los libros de autoayuda. [...]

  • Tiempo de felicidad | Mertxe Pasamontes said:

    [...] hablar un poco más sobre el concepto “tiempo” y su manejo. Lo mismo que me pasó con Marzano y el tema de la autoayuda (malentendido bajo mi punto de vista). Y cuando buscas algo, tu cerebro [...]

  • El Dr. House y la autoayuda | Mertxe Pasamontes said:

    [...] Esta pregunta nos remite a los mapas mentales (el modelo del mundo que tenemos en nuestra cabeza) y a la efectividad o no, de la PNL y otras técnicas psicológicas. E incluso a la efectividad de los libros de autoayuda. [...]

  • Pablo said:

    Hola Mertxe,
    Llego un poco tarde a este Post, pero dado que descubrí tu precioso Blog hace apenas un par de días, estoy fascinado con lo que voy encontrando por aquí y por allá.
    Como ya es mucho y bueno lo que se ha comentado previamente, apenas el deseo de agregar algunos puntos de vista:
    1) Personalmente, creo que nuestra realidad personal es fruto de la confluencia de tres órdenes que interactúan en diversa medida de acuerdo a distintos momentos: lo que depende de nosotros individualmente, lo colectivo (lo que no depende de nosotros directa e individualmente, sino mediatizado a través de comunidades de las que formamos partes, ya sea la familia, un club, la asociación vecinal, la ciudad, el país, etc.), y el “misterio” (que es todo aquello para lo cual no tenemos posibilidad alguna de arribar a una respuesta cierta, por mucho que nos esforcemos.
    2) Creo que el grueso de nuestra vida cotidiana pasa por los carriles de lo que depende de nosotros. Nuestras acciones y reacciones ante los sucesos diarios, las relaciones que entablamos, “cómo” hacemos lo que hacemos (y lo que no hacemos), qué decidimos (y dejamos de elegir), etc. Tal vez no sean los hechos más “dramáticos”, pero de hecho la mayoría de nuestra vida está marcada por sucesos dramáticos, sino ordinarios.
    3) Lo que contribuimos a crear colectivamente no es exclusivamente responsabilidad nuestra, pero no se encuentra desligado por completo de nosotros. El sistema político, el sistema económico, por lo común, no están allí porque una fuerza invasora se ha apoderado de nuestros países y nos impone su voluntad. Ellos se han configurado, y continúan haciéndolo, a través del sutil entramado (por ello imperceptible, pero no menos real) de nuestras conductas individuales sumadas y repetidas. Nuestros gobernantes, de algún modo, nos expresan (aún cuando, llegado un punto, creamos que no nos representan).
    4) Sin duda en lo que depende directamente de nosotros, pero también en lo que depende del orden colectivo y del orden del misterio, en todo caso ante lo que sea queda, más allá de lo externo que cierto suceso pueda ser, el resorte de nuestra reacción ante él. Como dijo Schopenhauer, “el azar reparte las cartas, pero uno decide cómo las juega”. Y esto se ve claramente en que, ante hechos aparentemente iguales en lo objetivo, la respuesta dada por cada individuo desde su subjetividad no es idéntica. Al respecto, es fascinante la lectura de “El hombre en busca de sentido”, del admirable Viktor Frankl, y cómo hace hincapié en ese irreductible ámbito de libertad que, en última instancia, casi siempre nos permite elegir nuestra respuesta más allá de lo horrible que pueda ser el estímulo externo.
    5) La autoayuda puede ser vista desde muchas perspectivas, y ciertamente la que más abunda es la de estilo norteamericano basada en una mirada bastante egoísta y centrada en lo puramente material. Pero también, entre esas muchas perspectivas, podemos elegir adoptar una basada en la solidaridad y en la promoción de valores que fomenten la coexistencia. Esto es, entender la autoayuda como el puntapié inicial a partir del cual, mediante el cambio personal (expresión que prefiero a la de “autoayuda”), podemos producir cambios en órdenes colectivos que estimamos injustos o insatisfactorios. Y es que no podemos accionar en lo macro si, previamente, no accionamos en lo micro de nuestra persona. En esta perspectiva, no excluimos al “otro”, sino que lo incluimos por el sencillo hecho de que, desde que somos seres lanzados a un mundo de coexistencia, estamos implicados unos con otros.
    Bueno, esto se ha hecho exageradamente largo, así que lo doy por terminado aquí. Te agradezco la atención y el poner un punto de partida para invitarnos a reflexionar, Mertxe!

  • manuel said:

    Hola. Hace un tiempo tal vez hubiera apoyado alas ideas de este señor. Pero ahora estoy convencido de que los libros de auto ayuda(no todos, por que no hay que tragar todo lo que nos den)junto con el trabajo que personas como usted realiza, son útiles para despertar en nuestra mente un proceso de ideas que aunque parezca a momentos complicado e infructuoso, siento de la forma mas profunda que mi existencia lo necesitaba.

  • rober said:

    Hola a todos!
    Lo que dice esta señora no tiene ni pies ni cabeza, y por lo que he leido, ella no ha leido ningun libro de autoayuda seriamente en su vida.
    Si compras unos botes de pintura y los llevas a casa, tu casa no se va a pintar sola, verdad?.Los libros de auto ayuda son simples herramientas, y si las utilizas mucho y aprendes a manejarlas, te serviran y mucho en esta vida, en la que todos estamos un poco perdidos. Pero esto no es en absoluto nada facil, seguir los pasos de un libro de autoayuda, es bastante mas dificil que pintar tu casa 100 veces. Para cambiar tu forma de afrontar la vida, hace falta muchisima energia y constancia, es un camino agradable, pero largo. Es como ir al monte, a la mañana te da pereza levantarte y hacerlo (sobre todo si no eres muy movido), pero mientras lo haces, no conozco a nadie que no se haya alegrado de no haberse quedado en la cama.
    Menuda chapita…
    Dos recomendaciones:

    Tus zonas erroneas.

    Los cuatro acuerdos.

    P.D: Somos infelices, porque elegimos serlo.Estamos entrenados para ello. Pero siempre puedes elegir ser feliz….tu decides.(usa las herramientas)

  • Holyman said:

    En general me gustan los libros de autoayuda, pero lo que se les puede criticar a muchos es que venden un excesivo control individual. Es decir, nos hacen creer que nuestro futuro depende solo de nosotros y que ni la situación histórica, ni familiar, ni económica del país, o física /(terremotos) tienen demasiada influencia. Ser positivo, constructivo y decidido/a a cambiar tu realidad es muy bueno y te ayuda a luchar y superar problemas, pero no hay que perder de vista que somos gotitas de agua en un océano inmenso, es decir, que no somos nada prácticamente y lo que nos pase o no, a casi nadie le importa y mucho menos al Universo.

  • Pau said:

    Buen artículo con interesantes reflexiones.

    Personalmente creo que la autoayuda sí que sirve, pero en muchos casos fracasa porque no es lo mismo leer que hacer. Y muchas personas suelen excederse leyendo libro porque les proporciona una falsa sensación de aprendizaje.

    Cuando lees y luego practicas, es cuando aprendes. Y ahí la autoayuda es muy efectiva.

Leave your response!

Add your comment below, or trackback from your own site. You can also subscribe to these comments via RSS.

Be nice. Keep it clean. Stay on topic. No spam.

You can use these tags:
<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>

This is a Gravatar-enabled weblog. To get your own globally-recognized-avatar, please register at Gravatar.

CommentLuv badge